Las bayas son una de las frutas más comunes a utilizar cuando se inicia un huerto. Dado que las bayas son tan comunes y forman parte de la misma familia en general, surge la pregunta de si ciertas bayas como las moras y las frambuesas se pueden plantar juntas o si necesitan su propio espacio.

Las moras y las frambuesas comparten suficientes similitudes que se pueden plantar juntas sin demasiado problema. Se pueden plantar en el mismo suelo ambiental y requieren la misma cantidad de sol y agua.

Ahora, eso no significa que simplemente se puedan lanzar en la misma área sin tener en cuenta nada más. Poder plantarlas juntas no las convierte en la misma planta y no crecerán exactamente igual. Hay diferentes tipos de moras y frambuesas disponibles para plantar y es importante asegurarse de que las correctas estén emparejadas.

Moras

Estas bayas siempre son una buena elección para un huerto en casa. Es importante tener en cuenta que hay varios tipos diferentes de moras. Cuando son brillantes, eso significa que la baya es extremadamente ácida y no debe cosecharse hasta que adquieran un color más apagado. Esto significa que se han formado los azúcares adecuados para combatir la acidez.

Las plantas de moras pueden vivir muchos años. Tienen dos estaciones llamadas primocanes y floricanes. La primocane es la primera temporada, que es cuando las moras comienzan a crecer originalmente. Esta se considera la etapa de vegetación, pero la planta aún no ha producido frutos. Esta producción ocurre durante la segunda temporada conocida como floricane, pero ese crecimiento muere poco después.

Los dos tipos de crecimiento de la mora son el crecimiento rastrero y el crecimiento erguido.

  • Rastrero
    • Bastones (enredaderas o tallos) que no pueden sostenerse por sí mismos y necesitarían algo lo suficientemente fuerte para mantenerlo en posición vertical para que la planta crezca hacia arriba y no hacia abajo. Esto requeriría un sistema de enrejado.
  • Erguido
    • Como su nombre indica, este es el tipo que tiene bastones que se sostienen lo suficiente como para que no se requiera un sistema de enrejado, pero aún así se recomienda. Estos tipos de bastones, aunque fuertes, no son completamente autosuficientes.

Las moras prefieren un ambiente más fresco. Se plantan durante la temporada de inactividad (diciembre y enero), pero se pueden plantar en primavera y verano.

Frambuesas

Las frambuesas son bayas más delicadas y se adaptan mejor a los climas costeros fríos. Sobreviven mejor en inviernos moderados; por lo tanto, si alguien se encuentra en un área que tiene inviernos duros, entonces las frambuesas que se cultivan deben retirarse del frío cuando se vuelve extremo. Una alternativa a la remoción de la planta es colocar una buena capa gruesa de mantillo alrededor de la base para proteger las raíces del frío.

Analicemos los dos tipos diferentes de frambuesas. La frambuesa roja es el tipo más común que se ve en las tiendas. Las frambuesas negras son otro tipo, que no debe confundirse con las moras.

Las frambuesas son susceptibles a las enfermedades virales. Una vez que contraen una enfermedad, no se pueden curar, por lo que es mejor deshacerse de la planta por completo y comenzar desde cero. Sí, esto significa esperar más tiempo para la primera cosecha, pero es una precaución necesaria. Al plantar frambuesas, es importante asegurarse de que el suelo esté sano.

Las frambuesas generalmente se plantan en hileras y se entrenan para formar un seto. El término seto se refiere a cuando las plantas que se plantan juntas forman una especie de barrera. Se debe mantener un seto para producir la forma de seto.

Similitudes

Las moras y las frambuesas se pueden plantar juntas en forma de zarzas. Las zarzas son arbustos puntiagudos y anudados que son conocidos por producir diferentes tipos de frutas. Deben plantarse en un área que esté garantizada para recibir entre 6 y 8 horas de luz solar.

El sistema de espaldera es popular entre estas frutas porque pueden soportar las cañas (enredaderas) para mantenerlas fuera del suelo. La elevación que obtienen las bayas del sistema de espaldera les permite obtener más luz solar, exposición y movimiento de aire. El sistema de espaldera también proporciona un camino más fácil para plantar y, eventualmente, cosechar.

Ambos tipos de bayas aprecian ser plantados en suelo franco o franco arenoso, que es una mezcla de limo y arcilla. A las bayas les gusta su espacio, por lo que no deben plantarse demasiado juntas si van a ser zarzas y setos separados. Labrar la tierra es un paso que siempre se debe omitir porque es una pérdida de tiempo, trabajo duro y destruye la vida del suelo. 

Al hacer un huerto en casa, plantar moras y frambuesas juntas es mejor porque son más fáciles de mantener.

Conclusión

Las moras y frambuesas, que provienen de la familia de las bayas, tienen una variedad de colores diferentes, pero se pueden plantar juntas debido a que necesitan el mismo tipo de suelo, medio ambiente y cuidado.

Pueden crecer juntos en una zarza, lo que generalmente requiere la ayuda del sistema de enrejado para darles la mejor oportunidad que tienen de sobrevivir.

Las plantas de moras y frambuesas son particulares cuando se trata de cuánto espacio prefieren, pero una vez que se entiende ese método, solo es cuestión de asegurarse de que el suelo sea lo suficientemente fértil para beneficiar el crecimiento de estas bayas. Si el suelo se manipula incorrectamente, se vuelve inutilizable y no crecerá nada en él.

Consulte este útil artículo si desea saber cómo saber si su suelo es saludable: ¿Cómo saber si un suelo es fértil?

No cuesta mucho dinero ni requiere mucho tiempo y mantenimiento mantener estas plantas prosperando. Prestar atención a la época del año en la que es mejor plantar y cuando es mejor cosechar es clave para cultivar y producir los mejores frutos.

Es importante que las moras y frambuesas se planten en las circunstancias adecuadas para que pueda crecer y producir frutos. No se pueden regar en exceso o sobre poblarlas, o se ahogarán y colapsarán.

¡Gracias por compartir!